Emergencia en el Mediterráneo.

viernes, 20 de diciembre de 2013

Aragón, cada vez más lejos del 0,7% para cooperación



Las ONGD especializadas en salud Médicos del Mundo, Prosalus y medicusmundi han presentado en Zaragoza el Informe 2013 “La salud en la cooperación al desarrollo y la acción humanitaria”.

Dicho informe, muestra un descenso de la Ayuda Oficial al Desarrollo (AOD), por tercer año consecutivo. En lo que se refiere al Gobierno español, los recortes son casi de un 47% respecto a 2011. Un recorte desproporcionado frente al 30%, experimentado como promedio en los diferentes departamentos ministeriales. De esta forma, la AOD ejecutada en 2012 baja hasta niveles de hace más de una década. La caída es especialmente destacable en un sector prioritario como es la salud (60%).

Los datos de la cooperación descentralizada tampoco llaman al optimismo con una reducción presupuestaria respecto a 2010 del 40,6%. En algunas comunidades autónomas la cooperación se convierte en algo residual. Es el caso de Aragón que disminuyó intensamente su AOD: en 2012 gastó en su conjunto casi 3 millones de euros cuando en 2011 fue de 11,5 millones, un 73% menos.  Si revisamos los casos concretos, el Gobierno de Aragón destinó a cooperación 1.334.906 de euros, una reducción del 80%, cifras antes nunca vistas. Si nos fijamos en las cifras de salud, la disminución es brutal: de 764.782 euros  en 2011, pasa a 79.443b euros, casi un 90% menos, siendo la treceava Comunidad Autónoma y destinando escasamente un 6% de su AOD a salud.

En cuanto a las Entidades Locales decir que solamente 5 de ellas destinaron dinero a cooperación, y que el total ha sufrido una reducción del 65% respecto al año anterior.  Todas  ellas destinaron parte de sus recursos a salud,  en total a este sector se destinaron 352.034 euros, 45% menos que en 2011. Hemos pasado de ser la 4 cuarta en cuanto a recursos destinados a cooperación en salud por el conjunto de la cooperación local a ser la sexta. Debemos destacar el papel de la Diputación de Zaragoza, que con  155.879 euros es la 6ª entidad local española que más fondos destinó a salud. 

Si a la difícil situación que están atravesando las entidades locales añadimos los efectos que pueda provocar la aplicación de la Ley de Racionalización y Sostenibilidad de la Administración Local, es fácil predecir que en breve asistiremos al desmantelamiento de la cooperación local.

Se trata de una mala noticia, ya que la cooperación local tiene unas características únicas, al ser instituciones más cercanas a la sociedad, y por consiguiente más abiertas y participativas. Además suelen trabajar en pequeños nichos de pobreza que quedan fuera de las grandes estrategias internacionales.

Las tres ONGD subrayan que el gasto en cooperación no es una partida prescindible, sino prioritaria y denuncian que el problema no es la falta de recursos sino su mala distribución. Un dato que lo evidencia: las 300 mayores fortunas del mundo acumulan más riqueza que los 3.000 millones de pobres. Dicho de otra manera: un 4,28% de la población tiene más que el 42,85% de los habitantes del planeta.

Los constantes recortes en cooperación afectan directamente a la protección de derechos humanos…De hecho, estamos lejos de alcanzar los Objetivos del Milenio relativos a la salud: VIH/sida, malaria, tuberculosis, etc. Así, en lo que respecta al VIH/SIDA pese a un incremento del 19% anual en el acceso a tratamiento con retrovirales, estos sólo alcanzaron en los países en desarrollo al 55% del total de personas que lo necesitaban. Si hablamos de la infancia, el porcentaje cae al 28%.


ADIOS AL SISTEMA DE SANIDAD UNIVERSAL

Los recortes se han hecho también muy visibles en nuestro entorno. 2012 será recordado como el año del fin del sistema de sanidad universal en el Estado. Un sistema que era referencia en el resto del mundo por sus resultados y su eficiencia económica. Uno de los resultados evidentes de esta decisión es el incremento notable de la brecha social.

Las tres ONGD autoras del Informe advierten de que siguen pendientes muchos objetivos en salud. Y que dada la importancia que la comunidad de donantes reconoce al sector salud en la cooperación y la apuesta que España ha hecho en los últimos años, no parece coherente que en una situación de crisis mundial, en la que el derecho al acceso a la salud de las poblaciones empobrecidas se verá recortado, se produzcan reducciones en las partidas del sector salud, de una forma tan desproporcionada.

SOLICITAMOS
1.- La AOD no sea una partida prescindible: La te4ndencia debe revertirse y la cooperación aragonesa debe ir recuperando sus presupuestos en AOD  en los próximos años, con objetivo de destinar el 0,7% a cooperación.
2.- Los presupuestos en cooperación deben estar fundamentados en una estrategia que minimice las consecuencias delos recortes, priorizando los servicios básicos (salud, educación,..). No es lógico que uno de los sectores más castigados sea la salud
3.- La cooperación sanitaria debe ser una prioridad real: Al menos un 15% de la AOD aragonesa  debe destinarse en salud. Pero además de la cantidad, debe  ser de calidad, y que esté bien orientada geográfica y sectorialmente.
4.- Se negocie la posibilidad de que las Entidades Locales puedan seguir haciendo cooperación al desarrollo, un elemento diferenciador y positivo de la cooperación española

5.- Derogar los decretos RD 16/2012 y RD 1192/2012 que suponen una vulneración del derecho a la salud de la población, e ir en contra de lo que promueve la OMS como escenario mundial de salud a partir de 2015.